¿Quién soy como deportista?

Visitantes

PORTADA.jpg

Desde niño inicié la práctica de la gimnasia olímpica y a los 18 años incluí el entrenamiento con pesas para evitar desbalance muscular y futuras lesiones por sobrecarga.

Siempre he pensado que variar deportes es mejor que solo hacer uno. Por eso agregue baloncesto, patinaje de velocidad, atletismo 100 metros, ciclismo y natación.

La forma física es mas completa cuando todo el cuerpo se mueve de distintas formas, con distintas intensidades, pesos y tiempos.

En Colombia me la pasaba en el gimnasio BodyTech de Chapinero y cuando entré a trabajar a la fiscalía entrené artes marciales, Hapkido, el cual recomiendo hacer a todos por salud y por seguridad física.

Uno nunca sabe cuando se encuentre con tres atracadores con cuchillo, en la noche y usted tenga que defenderse solo. ¡Y me pasó! Aquí cuento toda la historia a María Cecilia Botero en el programa María C. Contigo de Caracol Televisión en febrero de 1999. En conclusión, me salve, aunque uno de los atracadores me pegó con un ladrillo a un lado de mi cabeza. Terminé en el Hospital San Ignacio donde llegué todo ensangrentado, con la típica camisa blanca llena de rojo y así me tomaron unos puntos. Llegue al hospital cansado, después de caminar como unas 15 cuadras porque ningún taxi me paraba. Mi ropa quedó toda cortada por las cuchilladas que me lanzaron, pero mi piel intacta. A lo mejor no era la hora de morir. Bueno, vean la versión larga aquí, que esta buena. Me pueden ver más joven y aun hago reír a la gente con mis historias que solo me pasan a mí.

En el 2002, tan pronto llegué al exilio en Canadá lo primero que hice fue buscar un buen gimnasio y seguir mis entrenamientos.

Entreno porque me gusta el movimiento, me gusta estar activo y lleno de energía para hacer otras cosas importantes en la vida.

Por ese mismo hecho de amar el ejercicio, naturalmente se va formando un cuerpo musculoso, con definición muscular, fuerte, elástico, flexible y con buena capacidad cardio vascular.

Una amiga del gimnasio me dijo que compitiera, porque según ella mi cuerpo estaba listo para hacerlo. No lo había pensado así, porque yo no me estaba preparando para una competencia, sino para toda la vida. Al final acepté y aquí están las fotos que me tomaron ese día. Haga clic en cada foto para ampliar y ver su descripción. Gracias por llegar hasta aquí leyendo.

Es muy importante hacer ejercicios de estiramiento y flexibilidad para evitar lesiones o desbalance muscular.

Es importante mantener la fuerza de hombros para generar mayor potencia en los saltos. Este ejercicio es muy bueno. Antes de hacerlo, es importante saber hacer parada de manos de forma controlada.

La parada de manos es un ejercicio básico en gimnasia olímpica que nunca deberia dejarse de hacer.

Por más ocupados que ustedes estén en la vida, nunca dejen de hacer ejercicio. Es la estrategia gratis número uno para mantener una vida saludable. Mente sana en cuerpo sano nunca pasará de moda.